Sus primeros pasos

¿Cuál es el calzado más adecuado?

primeros pasos

A su ritmo y a su paso, nunca mejor dicho, cada niño tiene su momento para comenzar a andar. Casi siempre entre los 10 y los 18 meses, comienzan a ponerse de pie,  buscando alcanzar el equilibrio y la estabilidad, para poco a poco dar sus primeros pasos. Por lo que es muy importante que en esta etapa cuenten con un calzado adecuado. El calzado ideal para los primeros pasos.

Características a tener en cuenta a la hora de escoger los primeros zapatos

Es fundamental que el niño se sienta a gusto con el calzado que lleva, máximo en esta etapa. Por lo que cuando le probamos el zapato a comprar, observemos si se encuentra cómodo a través de sus movimientos y posturas al andar.

El calzado debe ser de un material flexible, sobre todo en el empeine. Que permita la libertad de sus movimientos.

También una horma amplia y recta, que no deforme sus dedos, con una puntera redonda para tener espacio suficiente para la movilidad de estos.

El forro debe ser sin costuras, para evitar las rozaduras.

El talón con sujeción, sin ser rígido y que le permita flexionar el tobillo.

El cierre debe ser adaptable a la forma del pie, y de largo recorrido, para que aporte una sujeción adecuada y sea fácil de calzar.

Una suela ligera, antideslizante y flexible, que brinde seguridad y estabilidad al andar.

Mejor, zapatos fabricados con materiales que favorezcan la transpiración, como puede ser los fabricados en piel, que además aporta flexibilidad en el calzado.

Evitar utilizar, en esta etapa sobre todo, zapatos heredados. Recordad que cada uno de nosotros tenemos nuestra propia pisada y ellos en este período están comenzando a formar la suya.

Escoger la talla adecuada, nunca un zapato de un número mayor, esto puede trastornar la pisada del niño y provocar posturas inadecuadas, por ejemplo al intentar controlar que no se le salga. Lógicamente tampoco una talla menor, ya que no permitiría tampoco un sano desarrollo de sus pies.

Deja una respuesta